El Nuevo Frente Popular gana las elecciones en Francia

El Nuevo Frente Popular gana las elecciones en Francia

La izquierda francesa obtiene una mayoría relativa en la Asamblea Nacional y la extrema derecha se repliega. Asistiendo al fin del ciclo Macron, el lider de la izquierda, Jean-Luc Mélenchon reclama que el nuevo primer ministro sea de su coalición, el Nuevo Frente Popular.  

Los franceses volvieron a las urnas y le dieron el voto mayoritario a la unidad de izquierda bajo el Nuevo Frente Popular para frenar a la ultraderecha. Según los sondeos, la izquierda consiguió el mayor porcentaje de votos, aunque no se traduce eso en una mayoría en el Parlamento. El partido del presidente Emmanuel Macron y el bloque de Marine Le Pen pelean el segundo y tercer lugar. Esto significa que la ultraderecha retrocedió ante la unidad de las izquierda que se formo luego de las Europeas.

Para contextualizar, recordemos que Emmanuel Macron, tras perder las elecciones europeas, disuelve la Asamblea Nacional y convoca nuevas elecciones. La extrema derecha del Agrupamiento Nacional (RN) que lidera Le Pen era la favorita a ganar las elecciones permitiendo el ascenso de la ultraderecha que no gobernaba desde la Segunda Guerra Mundial. Ante esta amenaza, se forma una coalición de izquierda, el Nuevo Frente Popular (NFP), que finalmente logro ayer una mayoría relativa con unos 190 diputados.

Resultados Electorales

La coalición oficialista, Juntos (E!), se convierte en la segunda fuerza con 160 diputados. La extrema derecha con el bloque liderado por RN, que esperaba una mayoría, solo consigue alrededor de 140 diputados. El Nuevo Frente Popular que agrupa a las izquierdas obtiene la mayoría con 190 diputados.

En este sentido, Jean-Luc Mélenchon, líder de La Francia Insumisa (LFI) y demás dirigentes del NFP, plantea que el nuevo primer ministro debería ser de dicha alianza. Cabe mencionar que el primer ministro en funciones, Gabriel Attal, anuncia su renuncia tras los resultados.

Primeras Medidas Anunciadas

Mélenchon propone medidas mínimas y urgentes como aumentar el salario mínimo, derogar la reforma de la jubilación y congelar precios de productos básicos. Además, se posiciona en contra de las guerras imperialistas y las posiciones ultraderechistas de prohibir la inmigración en Francia.

Reacciones y Futuro Político

Jordan Bardella de RN critica lo que llama una “alianza del deshonor” entre Macron, Attal y la izquierda radical. Se discute si Mélenchon podría ser el próximo primer ministro, pero hay resistencia dentro del NFP y especulaciones sobre un gobierno de técnicos.

Lo que esta claro es que los franceses celebraron la derrota de la ultraderecha de Le Pen y el centro liberal de Macron y la movilización social se destaca como clave en los resultados, por lo que los sectores radicalizados del NFP insisten en no abandonar las calles.

Y ahora, La Internacional:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *